lunes, 1 de abril de 2013

Feliz cumpleaños

Mierda de dolor de tripa cada vez va a mas voy a tener que ir a algún sitio...
Llego al hospital me ponen un montón de cosas y me duermo. Estoy tranquila y me parece oir voces, oigo a mis hijos y a mi esposo, no sé lo que dicen solo sé que son ellos, hay alguien más, me parece entender UCI y coma, intento moverme pero no puedo; me escapo de mi cuerpo y empiezo a verlo todo desde arriba veo a mis hijos, a mi esposo y al medico diciendo que la cosa está jodida y que estoy en coma inducido y que van a ver si pueden sacarme adelante...
¿Me estoy muriendo?, NOOOOOOOOOO, me niego a irme así, tengo muchas cosas que decir, muchas cosas que hacer, tengo que besar a mis nietos, NO ME VOY.

El tiempo va pasando, pasan los días, las semanas, consigo seguir manteniendo la calma, NO PIENSO IRME, tengo que abrazar a los mios, tengo que estrujar a mis nietos y al jodío del pequeñajo que... menuda la que nos ha caido con él.
Por las noches me acechan sombras negras que me quieren llevar con ellas, algunas veces veo a mi madre que me dice que me vaya con ella, que así podré descansar y la verdad es que me tienta, me encuentro cansada pero NO, me escabullo de ellos y dejo mi cuerpo todas las noches allí, en la Uci a merced de los medicamentos que nada le hacen, creo que, además, llevo dos o tres operaciones y cada vez la cosa está peor. Me evado de aquí todas las noches y me voy con mi familia donde sé que las sombras negras no pueden encontrarme, sé que con la luz del día pierden mucha fuerza y ya puedo volver a mi cuerpo, ese cuerpo cansado y destrozado por la enfermedad...

Casi tres meses ya, no puedo mas...
Una de las noches paso por casa de mi hijo y consigo despertarle y le hablo y lo mejor es que me escucha, me escucha y me entiende...
-Hijo, estoy cansada muy cansada, no puedo mas cualquier día de estos me voy.
-No te vayas todavía nos haces mucha falta.
-Estoy cansada muy cansada dales un beso a los niños de mi parte y diles que los quiero mucho.
Al día siguiente cuando vuelve a su cuerpo, después de su periplo nocturno, se encuentra con que hay unos biombos rodeando su cama y sus hijos y su esposo están alrededor, llorando. Hay una máquina, una puta máquina, que cada vez pita menos...
Uno a uno pasan a darla un beso y uno a uno la dicen adios...
Intenta entrar en su cuerpo y la puta máquina da un pitido continuo, se da cuenta de que ya no puede entrar en su cuerpo...
¿Así acaba todo?, de pronto se abre paso a través de la oscuridad su madre y tomandola de la mano la dice: No te preocupes, hay una parte de tí que se quedará y podrá seguir abrazandolos. La luz la rodea y siente una gran calma, intenta rebelarse una vez mas y quedarse pero...
Con la luz llega el descanso y la calma sabien do que una parte de ella podrá seguir abrazando a los suyos.

Feliz cumpleaños

7 comentarios:

Ana dijo...

una gran luchadora que no pudo más.

Así pasó todo... así fue y... así se fue.

Feliz cumpleaños!!!

Laura dijo...

Demasiado luchó la pobre... Descanse ya en paz junto a su madre. El uno y el dos de abril siempre las recordaremos.
Besos.

Conchi dijo...

Los pelos de punta se me ponen, y que bien lo has descrito Flores.
Besos

Conchi

Conchi dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Conchi dijo...

Y porque me salio doble?

Flores dijo...

Pues eso aunque todos son dias unos son mas que otros y unos años mas que otros.
Conchi si lo haces desde el telefono suele pasar.

AMADO MIO dijo...

Emocionante y emotiva narración que los que hemos perdido a nuestra madre, especialmente si ha sido tras una dolorosa enfermedad, y cada dia hablamos con ella,no podemos leer sin temblar,
Un abrazo